Presoterapia

​​​​

Consiste en unas botas, en el caso de las piernas, con diferentes cámaras  que se van llenando de aire. Se hinchan de forma secuencial empezando de distal a proximal, hace una presión deslizante. Cuando la última se hincha, se mantienen todas unos segundos y luego todas a la vez se deshinchan.

 

Se aplica también en zona abdominal.

 

Tiene las mismas indicaciones que el drenaje linfático manual.